20 enero 2009

Mojo


En la práctica del hoodoo o magia afroamericana, los gatos negros sirven para hacerse invisible o para que vuelva un amor perdido...
parece fácil... basta con coger al animalito y echarlo vivo a un caldero de agua hirviendo hasta que se quede en los huesos... lo importante es dar con el orténtico black cat bone, el hueso güeno... y hay dos maneras:
-la primera consiste en dejar enfriar el agua hasta que poco a poco vaya dejando de hervir... el hueso especial sería el último en irse al fondo...
-la segunda es de cajón... se colocan todos los huesos en fila... y frente al espejo se van probando de uno en uno poniéndolos bajo la lengua... así que si de repente dejas de verte en el espejo... pues... de cajón.

Mr. President Obama, falserío has a mojo just for you...

lo va a necesitar...

8 comentarios:

eres_mi_cruz dijo...

¡¡¡el gran Bo Diddley!!!
tiene o no tiene clase, ¿eh?...

Mojo come to my house, ya black cat bone,
Take my baby away from home,
Ugly ole mojo, where ya bin,
Up your house, and gone again.

La gata Roma dijo...

La leche.. La orténtica gata Roma, que está dormida en un lado del blog y parece muerta era blanca, pero le aseguro que la que escribe es gata negra… Hacerse invisible… Un amor que vuelve… Joder, las dos cosas que más habré deseado, las dos que no se cumplieron, y eso que le juro que me ducho con el agua hirviendo, pero hirviendo.. “pa despellejar cochinos” diría mi madre, y nada, que no encuentro mi hueso bueno… Vaya plan… Y encima el black man se equivocó en el discurso y yo no puedo parar de decir chorradas, claro, fíjese la hora que es…
Kisses


P.S. Tiene clase, of course

Ranzzionger dijo...

Va a necesitar todas las ayudas posibles, y nosotros con él. Pero, no me dirá que al menos hemos ganado en estética, elegancia y don de palabra. Enseguía iba Mr. arbusto a soltar ese discurso. Por cierto, ¿estuvo presente en la gran presentación literaria de anoche en el Alfonso XIII? Y no me refiero a la de Ana María Matute. Para ser una persona en dos efigies, es usted muy esquivo.

el aguaó dijo...

¡¡Bo Diddley!! (esto pronunciado en voz alta y con tono de sorpresa). Sabía que no era la banda de Regreso al Futuro en blanco y negro...

Negro como el gato que hay que echar al agua calentita.

¿Seguro que el agua está jirviendo querida Gata? Si no pasa ná será porque en el fondo eres teñida.

Estoy con la Gata teñida querido Falserío... ¡tiene clase!

Y si, como dice el amigo Razzionger estuve voacé en la rpesentación, tuvo que verme. Yo era el del jubón ajado y raído, con dos cántaras a los lados, barba de tres días y camisa blanca de hace tres siglos. Eso sí: toledana nueva.

La gata Roma dijo...

Yo me he teñido de muchos colores que voacé, el de las cántaras si que puede dar fé por fotos, y con la edad acepto mi pelaje, que es negro, palabrita del niño Jesús…

canalsu dijo...

Te noto raro, receloso, cauteloso… parece que tú eres yo y yo tú, cansados de hacer el oso. Invisibles no. Ni sombras, reflejos, destellos a ná que nos dejen.

el aguaó dijo...

Cierto es ese detalle mi querida Gata, pues servidor tiene documentos gráficos en su poder de alto valor. Y además: orténticos.

Dama dijo...

Estuve buscandole con la merva Kanutera por el Alfonso XIII...